Contralínea

Por Francisco Javier Villa

La Oscuridad comienza a llenarse de Luz

Interesante el tema de la Presidencia “De Cartón”, en donde un juez les “hizo Manita de puerco” al X ayuntamiento, mejor dicho al alcalde Jaime Alonso Cuevas Tello, a la Síndico Irma Ramírez Flores, al tesorero Carlos Virgen Fletes y al secretario Anastasio Zaragoza Trujillo, les ordena la separación del cargo por desacato a una sentencia emitida de pagar más de cien millones de pesos por concepto “de renta” de un proyecto “a medias construido” y con graves fallas en su construcción, razón por la que se tuvo que “echar mano” de otro defensor quien ahora ha conseguido que la Suprema Corte de Justicia de la Nación ordene detener dicha sentencia debido a que la defensa de los cuatro involucrados presentaron ante los ministros razones de peso para que se procediera una revisión “a fondo” de los hechos que enarbola el denunciante, ya que el juez que emite la sentencia de separación de sus puestos “no tomó en cuenta” a favor de los denunciados.

Los magistrados de la SCJN analizaron la solicitud del jurídico del X Ayuntamiento, sus pruebas y sus razones para detener tamaña sentencia que pudiera provocar una bancarrota del gobierno municipal, en este caso específico de los habitantes de Bahía de Banderas, por ello los ministros aceptaron realizar un análisis del asunto y confirman que revisarán puntos y comas del contrato que alguna vez firmó quien fuera presidente municipal en el VIII ayuntamiento, Rafael Cervantes Padilla y su cabildo en pleno.

El jurídico del X Ayuntamiento se metió a fondo en la defensa de este problema que les fue heredado, en donde el responsable del IX ayuntamiento, José Gómez Pérez, supo barajar el problema heredándole a su sucesor esta “papa caliente” o sea que los perjudicados han sido los menos culpables de las malas decisiones de otros, de un contrato donde ganaban solo los de una constructora que se ha estado queriendo “pasar de listos” y a sabiendas que quieren hacer valer un contrato que no ha cumplido a cabalidad ya que ni siquiera han terminado el proyecto plasmado en dicho contrato que también está impugnado y denunciado, debido a que simplemente construyeron un edificio administrativo con muchas fallas, peligroso y con detalles que desde un principio se notaron, ya que tiene serias fallas en su instalación eléctrica, baños a medio construir, falta de un elevador para personas mayores o discapacitadas, etc. etc.

Según el proyecto de construcción para poder generar pago de “renta” que casi llegaba a los dos millones de pesos mensuales, se aplicaba a locales comerciales, tiendas de conveniencia, estacionamiento, alumbrado en su entorno, jardines, plaza pública y eso nunca se realizó, además que las casi cuatro hectáreas siguen siendo propiedad del ejido de Valle de Banderas, quienes están a punto de reclamarla pues el fin de un posible comodato ya no es viable por los problemas que ha causado la empresa que se haría cargo de su construcción y que dejó todo “volando”.

Vamos a esperar la resolución de la SCJN al respecto, pero se ve optimismo de que esos más de cien millones de pesos no se paguen por un contrato que no ha sido cumplido, además de que el Congreso del Estado ya dijo que no autorizaría un préstamo para pagar deudas, mucho menos tanto dinero que la ley les impide hacerlo ya que ello generaría una deuda casi, casi impagable en pocos años, generando una herencia que provocaría la realización de obra social para el municipio y sus pueblos.

No sería viable y justo que tuvieran que separarse de sus respectivos cargos “por desacato” a una sentencia, las mencionadas líneas arriba y mucho menos que tuviera que “rematarse” bienes o predios municipales para cubrir un pago, como alguna vez lo hizo José Gómez Pérez para pagar millonario adeudo con la UAN.

Ya que hablamos de la UAN tenemos que al menos en lo que va la administración de Jaime Cuevas Tello se le han pagado casi 60 millones de pesos por la recaudación del impuesto del 12 por ciento para la universidad, millones de pesos que si regresaran a Bahía de Banderas la Preparatoria y el Campus estarían de lo más modernos del estado, pero no, el patronato de este recurso miran para otros lados y no son equitativos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *